Cruceros a Pointe-à-Pitre

Unos cuantos mercados bulliciosos
El Parque Nacional de Guadalupe 
El Museo del Ron de Sainte-Rose

Busca tus cruceros por el Caribe y las Antillas

Pointe-à-Pitre

Las notas y los aromas de la isla

Uno de los mejores recuerdos que los visitantes de Guadalupe guardan de Pointe-à-Pitre son los sabores y el sonido de sus numerosos mercadillos. Por ejemplo, el Mercado Central, también llamado Mercado de Saint Antoine, está situado en la plaza homónima en pleno centro de la ciudad; el Mercado de las Flores en Gourbeyre Square, frente a la Iglesia de San Pedro y San Pablo; y el Mercado de Port Keruland en el puerto frente al Mar Caribe, y justo enfrente de tu Crucero MSC.
Una visita al Parque Nacional de Guadalupe, Reserva Natural de la Biosfera por la UNESCO, te dejará huella. Situado al sur de Basseterre, el parque alberga uno de los bosques más hermosos de las Antillas, al que se puede acceder por la Route de l’Habituée, que divide el parque en dos.

Después, emprende una excursión al Volcán Soufrière y a las cercanas tres cascadas de Carbet. De las tres, la segunda cascada es la más accesible. Con 110 m de altura, podrás admirarla desde un puente colgante. Si te interesan los yacimientos arqueológicos de Basseterre, visita el parque de las Roches Gravées (rocas grabadas) situadas en Trois-Rivières, en la parte sur de la isla, o el de Plessis en el norte. También puedes regalarte una excursión a la Reserva Geológica de Désirade. Podrás admirar los vestigios franceses en Fort Delgres, construido en 1650 para defender Guadalupe de los británicos.

Los pasajeros de los cruceros MSC también podrán dar un paseo por el jardín botánico de Domaine de Valombreuse. Enclavado entre las montañas y el mar, este jardín alberga un sinfín de plantas y flores tropicales a la altura de muy pocos otros jardines en el mundo. Para saborear el verdadero espíritu de la isla durante tu estancia, no te pierdas el Museo del Ron en Sainte-Rose. Albergado en la Destilería de Reimonenq, el museo explica las técnicas y los secretos de la elaboración del ron. Podrás ver una serie de herramientas tradicionales utilizadas para cortar, trabajar y transformar la caña de azúcar en ron, así como objetos, documentos y grabados antiguos.

Qué ver en Pointe-à-Pitre

Descubre nuestras excursiones

    Guadalupe

    El encanto de las bahías verdes
    El encanto de las bahías verdes

    Para saborear el Caribe francés, prueba unas vacaciones en Guadalupe. El archipiélago de Guadalupe aparece sencillamente impresionante cuando llegas a bordo de un crucero por el Caribe. Sus aguas turquesas son el escenario ideal para realizar deportes acuáticos. La amplia Grande Anse en Les Saintes es considerada una de las playas más bonitas del mundo.

    Puedes llegar hasta las playas a través de campos salpicados de antiguas ruinas y encontrar increíbles paisajes, como Pointe Vigie, donde las aguas del Océano Atlántico tienen una profundidad de 84 m. Y durante una excursión a Port d’Enfer, a 25 km de Le Moule, podrás admirar la pequeña laguna creada por el océano y rodeada de rocas y prados. Si quieres ver playas de arena rosa o de arenas volcánicas, deberías ir a Basse Terre, o si lo que buscas es naturaleza salvaje, dirígete a La Désirade, la isla en forma de puro.

    No te pierdas la excursión a Marie Galante, donde encontrarás las playas más bonitas. Y también deberías probar la cocina local: Ingredientes caribeños y africanos, con especias de tierras lejanas. Entre los alimentos recomendados están: Los anacardos de La Désirade; los Tourments d’Amour, unos dulces hechos en Les Saintes (el archipiélago dentro del archipiélago) con mermelada de coco, hojaldre, azúcar de caña, harina, crema (opcional) y huevos; o un refrescante sorbete de coco.